Dolor de rodilla en el tenis adulto

Dolor de rodilla en el tenis adulto

 

En el mundo del tenis suele ser común este tipo de lesiones dado que al ser un deporte de repetición, reúne todos los ingredientes para que aparezca. Movimientos bruscos, contacto agresivo con el suelo, saltos, sprints, frenadas, arrancadas y cambios de dirección  generan malos apoyos que poco a poco van afectando las articulaciones, la rodilla, en este caso.

La rodilla es una de las articulaciones  más importantes de nuestro cuerpo, es donde normalmente suelen aparecer  los primeros dolores, señal de que algo no funciona bien.  Para evitar problemas en esta articulación es necesario tomar una serie de precauciones y cuidados, hay que reforzarlas para poder seguir rindiendo al máximo.

Para conseguir fortalecer las rodillas es importante aumentar el tono muscular de todos los grupos musculares que la rodean, de esta manera se evitará la tensión directamente sobre articulación, es decir cartílagos, ligamentos, tendones, etc.  Realizando  ejercicios de fuerza para los extensores de rodilla, flexores y gemelos. Consulte con su entrenador físico para aplicar un programa de entrenamiento específico. 
 
                         
 
 
Una vez a aparecido el dolor se aplicara hielo durante unos 20 minutos varias veces al día, si el dolor persiste, elevar la pierna y aplicar un vendaje compresivo.  Estas pautas serán realizadas inmediatamente después de la aparición del dolor.
Es muy recomendable no dejar pasar muchos días sin pedir hora con su médico traumatólogo, seguramente le pedirá unas pruebas específicas que confirmarán el diagnóstico y posterior tratamiento de recuperación.

Los tres pasos más importantes son:

  1. Hielo y reposo
  2. Consulta médica
  3. Fisioterapia

Conozco mucha gente que se salta el segundo paso y directamente va al fisioterapeuta, quien con muy buena voluntad intentará solucionar el problema,  pero tarde o temprano se deberá recurrir al médico.  Lo importante es descubrir la causa que provocó esa lesión y como evitar que aparezca en un futuro   próximo.

Las lesiones más frecuentes suelen ser:
·         Síndrome de dolor Rotuliano: donde el dolor aparece debajo de la rótula en la parte anterior de la rodilla. Hay dolor al subir o bajar escaleras o al ponerse  de rodillas. Esta lesión aparece cuando hay desequilibrios musculares.

·         Tendinitis rotuliana: exceso de trabajo del tendón que va desde la rótula hasta la tibia. Hay que dar descanso a ese tendón que está inflamado. Realizar deportes de poco impacto como bicicleta, elíptica, natación, etc.

·        Rotura de menisco: es un dolor intenso similar a un  pinchazo, la inflamación aparece inmediatamente, la articulación se hace rígida. Generalmente este tipo de lesiones requiere de una intervención quirúrgica, en otros casos menos graves pueden solucionarse con reposo y tratamiento de fisioterapia.

·         Esguince o rotura de ligamentos: poco  frecuentes en  tenis,  afecta los ligamentos laterales o cruzados y son provocados por un movimiento muy agresivo, golpe o caída, cosa que no suele ser normal en el tenis.

En cualquier caso seguir los pasos antes indicados para una rápida recuperación e intentar mantener una buena forma física para poder seguir disfrutando de su propio tenis. 
Recomiendo realizar una rutina de fuerza de tren inferior durante 2 días a la semana, de esta manera se mantendrá un buen tono muscular, se conseguirá estar más dinámico de piernas en la pista y lo más importante se evitará lesiones de rodilla y cualquier articulación del tren inferior.

 



Patrocinadores

JOMA